¡No quiero dejar a mi bebé! Tips para volver al trabajo después de la licencia de maternidad

Termina tu licencia de maternidad y ahora debes dejar a tu bebé con un cuidador externo o familiar. Aprende importantes recomendaciones para preparar tu regreso al trabajo, manteniendo tu vínculo de amor con él

Uno de los momentos más complicados, después de tener a tu bebé, es el de retornar al trabajo tras tu licencia de maternidad. Los meses al lado de tu hijo parecen haber pasado rápido, y aunque sientas algo de temor por volver a tus labores y tener que dejarlo, esta etapa puede ser más sencilla si dejas organizados algunos de los aspectos que más te pueden inquietar mientras estás ausente de casa. 

Volver al trabajo: es un proceso de paciencia y equilibrio

¡Respira! Es normal que puedas tener sentimientos encontrados y alguna sensación de culpa y miedo por tener que dejar a tu bebé mientras vas al trabajo. El hecho de retomar tus actividades laborales y sociales es positivo para ti y también lo será para tu hijo, no dejes espacio para las culpas, aunque la licencia de maternidad haya finalizado seguirás brindándole todo tu amor y cuidados, y así lo sentirá él.

En esta etapa el equilibrio en la distribución de tu tiempo y un plan de acción pensado en todos los aspectos que tu hijo necesita son la solución. 

Toma nota: elabora un plan completo

¡No esperes hasta última hora! Antes que termine tu licencia de maternidad empieza a preparar un plan que responda a todas las situaciones que merecen atención, esto te transmitirá tranquilidad una vez debas volver a la oficina. Algunas cosas que pueden estar incluidas en este plan son:

  • Tener una fecha ideal para tu regreso a las labores, cuidando no apresurarte y quedarte sin tiempo para ultimar detalles. 
  • Preparar aspectos de traslados del hogar a la oficina y organizar qué horarios vas a tener en tu lugar de trabajo, esto con el fin de identificar cuánto tiempo te va a tomar estar de regreso en casa. 
  • Tratar de llegar a un acuerdo con tu jefe o superior para mediar sobre una mejor organización de labores, flexibilidad en horarios o de ser posible tener algunos espacios de trabajo en casa

Tampoco puedes dejar de lado temas logísticos para que la persona que se quede con tu bebé te ubique ante cualquier eventualidad:

  • Prepara un listado con teléfonos y dirección de los sitios de trabajo de la madre, padre, familiares cercanos y del pediatra. 
  • Procura que tu casa cuente con servicios de telefonía e internet para facilitar la comunicación. 
  • Deja preparado también un termómetro, botiquín de primeros auxilios y elementos para el aseo del bebé.  

Cuidador familiar o externo: ¿quién será el elegido?

La elección de un cuidador la debes tomar teniendo en cuenta muchas situaciones, pero no te presiones y analízalo con calma:

  • Dejar a tu bebé al cuidado de un familiar puede generarte mucha confianza pues quizá compartan aspectos de crianza y valores que seguramente querrás darle a tu hijo. Contempla que esta red de apoyo familiar pueda tener asuntos que le impidan ayudarte y delegarles esta responsabilidad, por eso requiere de un máximo compromiso.
  • Un cuidador externo puede ser otra opción. Ten en mente que sea alguien de absoluta confianza, con buenas referencias y con experiencia en el tema. Verifica cómo se siente tu bebé en su compañía, como ella o él lo trata y sus posibles reacciones ante diferentes situaciones antes de contratar a alguien.
  • Una guardería debe contar con personal calificado. Si tomas esta opción cerciórate que cuente con zonas seguras para su estimulación, descanso y alimentación, así como ambientes adecuados para la cantidad de niños que reciben y que cumplan con los requisitos de sanidad.      

Cuidando sus hábitos de estimulación, sueño e higiene

Parte de las inseguridades que se generan en las mamás ante la vuelta a la vida laboral son acerca de la continuación de los hábitos que ya han logrado fomentar en sus niños. En este aspecto, el cuidador o lugar donde el bebé se quede mientras trabajas, juega un papel importante. Te recomiendo algunas cosas que harán que no se pierda el terreno ganado:

  • Procura que el cuidador mantenga los mismos horarios para acciones como la alimentación, horas de sueño y cuidados de higiene.
  • Deja el mensaje a su cuidador de que comparta las mismas rutinas de juego e interacción que tú tienes con el bebé y así no extrañará estos espacios de diversión. 

Tener una alimentación infantil adecuada no será un impedimento

Tu regreso al trabajo no significa un riesgo en su alimentación, hay opciones para seguir alimentando a tu bebé sin que eso afecte el vínculo entre ustedes. Aprovecha las primeras horas del día, así como los fines de semana para amamantarlo.

Es importante acordar en tu sitio de labores las condiciones para tomar tu hora de lactancia materna y poder realizar allí la extracción en un espacio adecuado. También, puedes empezar tu propio banco de leche casero para suministrarla a tu hijo en el momento necesario. En caso de que tu bebé ya esté en etapa de alimentación complementaria, el cuidador deberá estar capacitado en las técnicas para el inicio, preparación y administración de los alimentos.

Acá te contamos como regresar al trabajo y y seguir lactando si es posible.

El mensaje del amor para tu hijo

Preparar a tu bebé para tu regreso al trabajo es una tarea importante y que permitirá que él sienta seguridad. Es aconsejable que mantengas la comunicación con tu hijo como vínculo de confianza y amor. ¡Adelante! Cuéntale sobre esta etapa de la vida, dile que regresarás pronto para mimarlo y alimentarlo, hazle sentir que no estará solo.

Los momentos previos y posteriores a la jornada laboral son ideales para compartir con él a través de juegos, caricias y actividades de estimulación propias de su edad.

De tu paciencia y tranquilidad dependerá, en buena medida, que esta transición de vuelta al trabajo salga de la mejor manera. Observarás como la confianza y tranquilidad de tu bebé crecerán mientras compartes con él instantes de calidad en tus espacios en casa. No es una situación sencilla, pero manejándola con calma y llevando a cabo una buena planeación, lograrás cumplir con honores la labor más linda del mundo, la maternidad.

Dra. Maritza Franco

Pediatra 

En el Club Mamás y Papás Alpina tenemos muchos más contenidos para ti con los mejores consejos y recomendaciones de especialistas para la crianza de tu hijo ¡Conócelos!

CARGANDO...

cuchara bebé